¿Qué harías si te enterases de que dentro de una hora y media un meteorito chocará contra la Tierra y destruirá la humanidad? Esta cuestión es la que se plantean Gerard Martí y Pablo Raya, creadores y directores de El Fin – Rave en el Apocalipsisuna obra de teatro-musical inmersivoen la que el público experimentará en primera persona y junto a los protagonistas la última hora y media de sus vidas.

“La semilla de todo esto creo que es la sensación de vivir en un mundo que no nos representa o que no entendemos en qué dirección va. Por eso, nos planteamos crear algo para intentar cambiarlo”, explica Pablo Raya. Tomando como punto de partida la filosofía de ‘Carpe Diem‘ -vive el momento, aprovecha el tiempo- y con la intención de huir de los convencionalismos del teatro, han creado un espectáculo en el que no existen las butacas, los libretos de mano se sustituyen por cerveza, el público es un protagonista más y la música la anestesia perfecta para calmar la tensión ante la llegada inminente del Apocalipsis, 

De la mano de Rumbo (Oscar Kapoya), un joven delincuente de Vallecas, el espectador se adentramos en la rave de El Fin. Para este personaje, la destrucción de la humanidad se presenta como la solución perfecta a todos sus problemas con la ley. Por este motivo, decide organizar de manera clandestina la última fiesta de la historia. A ella acudirán también Bego (Sara Miró), Palmira (Roser Pujol), Ivanna (Lara Sajen), Borja (John Varo), Jesús (David Ballesteros) y Varisnikov (Martín Aslan), personajes algo “decadentes”, pero con una actitud en común: “todos están dispuestos a satisfacer sus últimos deseos antes de que se acabe el mundo”, confiesan sus creadores. 

Y si el mundo se va al carajo, “¡Qué mejor manera que enfrentarse a este hecho tan trágico que con una fiesta salvaje!” comentan sus directores, quienes encuentran en ella “la opción perfecta” para interpelar al espectador acerca de su trayectoria vital. “Si todo lo que conoces se te acaba y el tiempo se agota ¿Estás realmente haciendo lo que quieres hacer en tu vida?”, se pregunta Pablo Raya.

Concebida esta fiesta como un canto a la vida, actores y público convergen en el espacio de teatro de Gymage (antiguos Cines Luna) -a escasos metros de la Gran Vía madrileña- en un show, en el que toda la acción trascurre a tu lado, detrás o, incluso, a un palmo de ti. “Hemos creado una obra donde la cuarta pared no existe, es decir, el público forma parte del espectáculo -es un actor más- y va a vivir, junto con nuestros siete actores, la última hora y media de sus vidas”, aclara Gerard Martí. Asimismo, hace hincapié en lo innovador que resulta configurar una función de teatro-musical con música electrónica.

Sobre la banda sonora, destacan la producción de Bastián Iglesias, quien ha sabido trasformar en notas musicales las historias de cada uno de los personajes. Para Pablo Raya, el éxito de la producción musical se encuentra en “la fusión de la música electrónica con otros géneros como el Reggae, el Techno, African Beats, Pop, Rock e, incluso, Flamenco”. Por si esto pareciese poco, en esta temporada también han querido apostar por la percusión y el arte en directo, para ello “contamos con la participación de una batucada de cuatro percusionistas y también con grafitero que crea su obra al tiempo que la acción está sucediendo”. 

img-20190114-wa0002
Gerard Martí y Pablo Raya en entrevista para Bemol Magazine. Foto: Bemol Magazine

Y mientras la música pone al respetable en situación y los personajes le van adentrando en su mundo, un reloj sobre el escenario principal va marcando los minutos que quedan para que la humanidad se extinga por completo. “Teníamos clarísimo que queríamos crear como una urgencia en el público y los actores. Para eso, pusimos un reloj digital encima de la mesa del DJ,  que va marcando la cuenta atrás desde las 01:40:00 horas hasta el 00:00:00 final”, explica Martí, quien afirma haber descubierto que los asistentes permanecen en todo momento “muy atentos al tiempo que les queda”.

La próxima rave clandestina se celebrará el viernes 18 a las 23 horas en Gymage, así que si quieres experimentar en carnes propias lo que se siente antes del fin de la humanidad, acude a ver El Fin – Rave en el Apocalipsis. Si el mundo explota, al menos, que te pille de fiesta, ¿no? (más info y entradas AQUÍ). 


Texto y entrevista: María Sánchez
Edición audiovisual: Hada Casado